Junio 2013
    menú móvil  
                 
INICIO


ÍNDICE DE MATERIAS
Subscribe to our Newsletter


Cuidado del automóvil: alineación de las ruedas
Un alineamiento correcto es imprescindible para la salud de su vehículo

Uno de los factores más importantes y aún así más descuidados que afectan el manejo y el rendimiento del combustible de cualquier automóvil o camioneta es la alineación de las ruedas. La capacidad de su vehículo de andar, detenerse y cambiar de dirección es afectada por la dirección a la que apunta cada una de las ruedas, y, ya sea que maneje un automóvil compacto o un vehículo utilitario deportivo grande o una camioneta, el control direccional que obtiene donde el caucho hace contacto con el pavimento es importante para la seguridad.
 
En algún momento solo un pequeño parche de caucho, con frecuencia más pequeño que la palma de la mano, soporta el peso del vehículo y transmite todas las fuerzas desde el motor, los frenos y la dirección al pavimento. La correcta alineación de las ruedas ayuda a asegurar que todas esas fuerzas vayan a donde pertenecen y que los neumáticos no trabajen demasiado.
 
Aunque a simple vista parezca que los neumáticos apuntan todos derechos hacia adelante, todos están ubicados en un ángulo casi imperceptible pero muy importante. Hay tres ángulos diferentes que afectan la alineación de las ruedas: de caída, avance y convergencia y divergencia.
 
El ángulo “de caída” es el grado en el que una rueda se desvía de la vertical (o perpendicular con la carretera), visto desde el frente. La parte superior de cada rueda generalmente forma un ángulo levemente hacia adentro. En un automóvil o camioneta promedio, el ángulo habitualmente es de unos pocos grados, y se necesita un equipo de medición especial para determinarlo. El ángulo de caída compensa la forma en que el caucho se estira y deforma al doblar, y ayuda a asegurar que la huella de contacto del neumático permanezca en contacto total con la carretera, incluso al doblar en las esquinas.
 
La “convergencia y divergencia” son el grado en el que la rueda se desvía del paralelismo con la otra rueda del mismo eje. Si las ruedas delanteras (y las traseras si el vehículo tiene suspensión trasera independiente) están en un leve ángulo en relación uno con el otro (visto desde arriba) se denomina “convergencia”. “Divergencia” es cuando las ruedas apuntan separándose levemente una de otra. Esto es para contrarrestar las fuerzas que empujan las ruedas de vuelta a un ángulo más derecho al manejar.
 
Finalmente, el ángulo “de avance” es el ángulo delantero o trasero que tiene el punto del pivote de dirección desde la vertical, visto desde el lateral. Las fuerzas del ángulo de avance son las que dan al volante la capacidad de centrarse automáticamente al andar por la carretera o al soltarlo después de haber doblado.
 
Cada uno puede ajustarse con articulaciones que son parte del sistema de suspensión. No obstante, las pequeñas variaciones de los ángulos pueden tener un gran efecto en el andar del automóvil y el desgaste de los neumáticos. A veces golpear un bache grande o chocar contra un cordón de vereda puede ser suficiente para afectar el ángulo de caída, convergencia o divergencia en un solo grado o menos, haciendo que el vehículo tire constantemente en una dirección.
 
Además de provocar que el vehículo tire en una dirección u otra, los problemas de alineación también causan un desgaste anormal, y con frecuencia irregular, de los neumáticos. Esto puede llevar a un reventón que podría causar un accidente, vibración excesiva que se puede sentir en todo el vehículo y la disminución de la vida útil de los neumáticos.
 
Como el control y ajuste de la alineación de las ruedas requiere de un equipo de precisión, solo debe ser realizada por el departamento de mantenimiento del concesionario. Nunca debe intentar ajustar la alineación a mano en casa. A pesar de que la mayoría de los lugares donde se realiza este mantenimiento ofrecen alineación de las ruedas delanteras solamente y de las cuatro ruedas, en general es mejor optar por la alineación de las cuatro ruedas.
 
En los automóviles y las camionetas de tracción trasera con eje trasero rígido, generalmente no hay ajustes disponibles para las ruedas traseras. No obstante, incluso en este caso, la alineación de las cuatro ruedas es importante porque las ruedas delanteras se ajustarán en relación a las ruedas traseras para que todo apunte en la dirección correcta. Al hacer la alineación de solamente las ruedas delanteras puede dejar al automóvil aún tirando en una dirección.
 
La única forma de determinar si su vehículo necesita alineación es conduciendo por una carretera recta y plana con un poco de corona o nada (el deslizamiento hacia el borde externo). El automóvil debería ir derecho sin tener que tirar del volante. Si el vehículo se desvía sin haber tocado el volante, llévelo rápido a que lo revisen.
 
También debería hacer una inspección visual periódica de los cuatro neumáticos controlando el desgaste irregular de los mismos. La profundidad de la banda de rodadura debe ser relativamente uniforme. Puede controlar rápidamente la profundidad metiendo una moneda en las estrías. Si la parte superior de la cabeza de Lincoln queda tapada por el caucho en cada una de las estrías, todavía le queda bastante banda de rodadura. Sin embargo, si la profundidad es significativamente diferente en el borde interno o externo del neumático, es posible que tenga un problema de alineación que necesite corregirse.
 
La mayoría de los trabajos de alineación se pueden hacer en forma rápida y por lo común no es necesario cambiar piezas, a menos que el vehículo haya golpeado gravemente algo y se haya doblado una articulación de la suspensión. Una adecuada alineación y una rotación periódica de los neumáticos con cada cambio de aceite ayudará a extender la vida útil de los neumáticos y su vehículo será más seguro y placentero de manejar.

[VERSIÓN PARA IMPRIMIR]
Schedule Service

Published by Universal City Nissan #1 in the USA
Includes copyrighted material of IMakeNews, Inc. and its suppliers.
DIGA A UN AMIGO
    menú móvil    
Powered by IMN